Capítulo 17. Un final que sólo es el principio


Y llegó el lobito... Pero no importa, ya encontraremos otro escondite en el que refugiarnos.
Gracias por este mes que me ha parecido un año y al mismo tiempo ha pasado como si fuese un dia.

Comentarios