El ocaso


No hace ni tan siquiera dos meses, hablábamos. En francés,en inglés y en castellano. No nos entendíamos, pero hablábamos. Cada día, a todas horas, por cualquier tontería, de cualquier chorrada. Y hablábamos de París, de viajar a Tailandia, de vivir en la montaña...

Pero, claro, al no entendernos lo dejamos. Y, aún así, hablábamos. Y nos dijimos tanto y tan feo que, poco a poco, nos quemamos. Llegó el ocaso. Porque ahora se pone els sol entre nosotros y las palabras caen ya de un grifo estropeado, mal cerrado, que gotea sin motivo, sin sentido, una frase inacabada.

Pronto llegará la noche, ya no habrá qué ver en la ventana. Quedará un pozo seco, del que no saldrán palabras. Ni en francés, ni en inglés ni siquiera en castellano. Seguiremos sin entendendernos pero peor será porque no será porque hablaremos.

Escolta'm, Moreno i Soria, Associació d'Artistes Visuals de Terrassa


Comentarios

  1. Hasta hace bien poco... nunca pensé que fuera tan difícil comunicarse... :( también hay quien dice que amamos lo que no entenemos.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario